“Ticket to ride”

Comienzo mi día con un café capuccino y un rollo de canela en Starbucks, para después comenzar mi recorrido en estos autobuses rojos de dos niveles, tan representativos de Londres; subo cerca de Russel square, justo en frente del Imperial hotel, donde me hospedo. Así, poco a poco, voy descubriendo las calles de la ciudad y, aunque ya había estado ahí, siempre hay algo nuevo en cada viaje.

Londres
Calles de Londres

Así, llegamos a Trafalgar square, donde decidí bajarme. Es uno de los sitios de mayor interés cuando se visita Londres y, en mi viaje anterior, no tuve la oportunidad de permanecer el tiempo suficiente para hacerlo. Es un punto de interés tanto para locales como para foráneos, donde conviven, comen, platican y demás.

Londres
Trafalgar square

La plaza está ubicada al centro de las tres calles principales de la ciudad de Londres. Al centro, se encuentra ubicada la “columna de Nelson”, custodiada por cuatro leones de bronce. Al frente, se encuentra ubicada la National Gallery, que es el museo de arte de Londres; se destaca porque exhibe obras maestras de toda la historia del arte occidental de todas las épocas, desde el Renacimiento hasta el Postmodernismo. Dentro de las colecciones, hay piezas importantísimas pertenecientes a grandes como Rafael, Tiziano, Diego Velázquez, Goya, Rembrandt, Monet, y Van Gogh.

Londres
La Galería Nacional de Londres

Después de esto, tomé de nuevo el autobús para llegar hasta la Abadía de Westminster, donde descendí para caminar junto a el edificio que alberga al Parlamento Británico  y, por supuesto, al Big Ben. Todo el conjunto se encuentra incorporado a la lista de Patrimonio de la humanidad por la UNESCO, desde 1987.

Londres
Big Ben

Después de eso, fui a la estación de tren a buscar a un amigo que venía desde Brighton, en el mismo Reino Unido, a pasar la tarde conmigo, aprovechando que me encontraba cerca de donde él se encontraba estudiando inglés. Su nombre es Erdem y es de nacionalidad turca. En realidad, fue un gesto amable de mi mejor amiga, Dora, quien estudió inglés con él en Brighton algunos meses atrás y se volvieron muy amigos. Sabiendo que iría sola, fue idea suya que nos reuniéramos para pasar un rato ameno. Junto con él, continué mi ruta en el autobús rojo y pasamos por otros puntos de interés, como Hyde Park, Covent Garden y Picadilly Circus, así como la embajada mexicana en el Reino Unido.

Londres
Embajada mexicana en el Reino Unido

Más tarde, decidimos realizar una travesía a través del río Támesis, en un pequeño ferry que recorría los sitios de mayor interés, siendo posible admirar la ciudad desde ambas márgenes. Al finalizar, siendo ya de noche, fuimos a cenar y pasamos una velada muy divertida, tratando de escuchar la conversación de la mesa contigua, llena de jóvenes italianos que, ya bebidos, bromeaban y reían sin parar.

Nos despedimos con mucho gusto, puesto que al siguiente día, yo tenía otros planes para sacarle el mayor provecho a mi segunda visita en el Reino Unido.

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s