Josefov, el barrio judío de Praga

Los orígenes del Barrio Judío de Praga se remontan al siglo X, cuando se estableció la primera comunidad. No obstante, la persecución hacia los judíos también tiene antecedentes muy antiguos. En 1096, durante la Primera Cruzada se cometió una de las primeras masacres conocidas y se obligó a sus habitantes a concentrarse en un barrio amurallado. Durante este período se construyó la Sinagoga Vieja-Nueva, una de las más antiguas de Europa.

Más tarde, en 1292, se otorga un estatus de autonomía administrativa a la comunidad judía. Sin embargo, durante el Domingo de Pascua de 1389, más de 3 mil judíos fueron masacrados en uno de los más sangrientos actos de violencia contra esta comunidad.

Ya para el siglo XVI, el barrio alcanzó una gran prosperidad, en gran medida, gracias a las contribuciones hechas por el alcalde Mordecai Maisel, que se convirtió en el Ministro de Hacienda. Por esta razón se construyó la Sinagoga Maisel, que lleva su nombre en reconocimiento.

34356654732_ede8e4edde_b
Barrio judío de Praga

En 1850, el barrio judío toma el nombre de Josefov o “Ciudad de José”, en honor a José II, gobernante que comenzó a integrar a los judíos en la vida de Praga, mediante la publicación de un edicto de tolerancia en 1781, que contribuyó a mejorar las condiciones de vida de sus habitantes.

A finales del siglo XIX, las autoridades reformaron totalmente la zona, gran parte del barrio fue demolido: Josefov tenía entonces la mayor densidad de población de Praga, con 1820 habitantes por hectárea, y la tasa de mortalidad era un 50% más elevada que en otros distritos de la ciudad.

34387190721_a9fae09137_b
Antiguo cementerio judío de Praga
33675143934_17b8e36062_b
Lápidas amontonadas en el cementerio judío

Esta situación supuso un problema muy grande puesto que el cementerio judío había rebasado su capacidad, pero de acuerdo a sus tradiciones, las tumbas judías no deben ser destruidas y tampoco está permitido transportar una tumba a otro lugar. Esto significa que cuando el cementerio se quedó sin espacio y expandirse era imposible, más capas de tierra se emplazaron sobre las tumbas existentes, de manera que las tumbas viejas quedaban desplazadas y enterradas bajo las nuevas capas de tierra. De esta manera se explica porqué las tumbas del cementerio están emplazadas tan cerca unas de otras. Al final, el cementerio acumuló más de 12 capas de tierra.

33706946833_8285a612f6_b
Tumbas del antiguo cementerio judío de Praga
33675092374_fb79c1ea39_b
Una forma judía de mostrar respeto a los muertos es la colocación de piedras o monedas sobre las tumbas. Éstas son shekels, la moneda de Israel

El Antiguo Cementerio Judío de Praga es uno de los más grandes del mundo. Hoy en día, se camina entre las misteriosas lápidas acumuladas una encima de otra y solo es perceptible el silencioso sonido de las ramas de los árboles que evocan las miles de historias que tuvieron lugar aquí.

33706904873_aca8093fd4_b
Criptas verticales en el cementerio judío

El número de criptas es incierto, pero se ha estimado que hay aproximadamente 12 mil tumbas aparentemente visibles, en las cuales descansan más de 100 mil judíos.

34476077836_7b21b9395b_b
Tumbas judías en Praga

La historia de Praga y de toda Europa se encuentra íntimamente ligada a uno de los hechos que sacudieron a la humanidad: La Segunda Guerra Mundial. Durante este lapso, se inició una persecución desmedida a la población de origen judío, a partir de las infundadas ideas antisemitas de Hitler, quien asumió la presidencia de Alemania en 1933.

A medida que el régimen totalitario del Tercer Reich se extendió más allá de las fronteras germánicas, las ciudades ocupadas habrían de continuar con esta segregación paulatina hacia los judíos, primero aislándolos del resto de la ciudad en un ghetto y confinándolos posteriormente a los campos de trabajo, concentración y exterminio diseminados por casi todo el continente. Durante esta época, casi 80 mil judíos de Bohemia y Moravia perdieron la vida.

34476044626_d2c8184f2d_b
Edificio del ghetto judío de Praga durante la Segunda Guerra Mundial

Los nazis hubiesen podido arrasar con lo quedaba del antiguo ghetto. Sin embargo, el barrio judío debe su buen estado de conservación, paradójicamente, a Hitler. Fue el líder nazi el que decidió hacer de Josefov el “Museo de la raza desaparecida”. Gracias a esta idea, se han recolectado aquí objetos valiosos procedentes de sinagogas de los países ocupados, llegándose a formar la más grande colección de objetos judíos de Europa.

Como dato curioso, se dice que la comunidad judía reprueba categóricamente el emplazamiento de una nueva tienda de la casa Hugo Boss justo en los límites del Barrio Judío, por ser la firma que diseñó los uniformes de los oficiales de la SS, durante la Segunda Guerra Mundial.

Varias sinagogas y monumentos importantes que datan de los años de esplendor de Josefov, se encuentran abiertos al público y forman parte del Museo Judío de Praga. Hay varios tipos de boletos: uno que incluye todas las entradas a las sinagogas y monumentos principales, uno que incluye solo los más importantes y siempre se puede comprar un boleto sencillo en la puerta de cada sinagoga que se quiera visitar.

La Sinagoga Vieja-Nueva es un edificio macizo de piedra con picos dentados de ladrillo del gótico tardío. Con la excepción de los años 1942 a 1945 sirvió de forma continua durante 700 años como un oratorio y la principal sinagoga de la comunidad judía.

34517381035_3c3fa76033_b
Sinagoga Vieja-Nueva

La Sinagoga Alta, de estilo renacentista, fue diseñada como un lugar de predicación para concejales del Ayuntamiento Judío. Fue reconstruida en repetidas ocasiones tras varios desastres, y la fachada se simplificó a una apariencia más moderna. Durante el régimen nazi y comunista, la sinagoga era parte del Museo Judío y había una exposición de libros hebreos antiguos.

A un lado, el Ayuntamiento Judío, fue la casa de la reunión principal de la comunidad judía local. Es más conocido tal vez por sus dos relojes, uno en una torre con marcas con números romanos, y el otro, más bajo, tiene números hebreos, que son las mismas que las letras del alfabeto hebreo.

34356405312_97a2d378e3_b
Sinagoga Alta y Ayuntamiento judío de Praga

La Sala de Ceremonias, de estilo neo-románico, fue construida para la sociedad funeraria judía. Originalmente era utilizada como sala de ceremonias y mortuoria, y ahora es usada como sala de exposiciones. La pequeña calle que conduce a ella está llena de pequeños puestos de comerciantes que ofrecen todo tipo de productos relacionados con la cultura judía.

33674908274_e8941ed6ac_b
Sala de ceremonias en el barrio judío de Praga

Erróneamente, se piensa que éste es el acceso principal al Antiguo Cementerio Judío, y muchas personas desean adquirir un único boleto para visitarlo, por lo que terminan decepcionándose al leer el letrero que indica que el acceso desde ese punto está clausurado.

34131571270_1d8e062de1_b
Torá y Menorás de venta a las afueras del cementerio judío

La entrada al cementerio es a través de la Sinagoga Pinkas, en la calle de atrás. En ella, se rinde un silencioso homenaje a la víctimas del Holocausto. En sus paredes está escrito el epitafio más largo de todo el mundo y lleva nombres de quienes murieron en los campos de concentración.

34386863531_4b2133059a_b
Epitafio en las paredes de la Sinagoga Pinkas

La más joven de las seis sinagogas históricas de Praga es la Sinagoga Española, que toma su nombre de su estilo arquitectónico mudéjar exótico. Se construyó en la segunda mitad del siglo XIX y tiene una fachada tripartita con una sección central rematada por un par de torres con cúpulas.

34356256112_e1bf21f29d_b
Sinagoga española en Josefov

La sinagoga es más notable por el estilo elaborado en su interior. Cada superficie está exquisitamente decorada con estilizados motivos orientales que se repiten en paredes, puertas, barandas, galerías y bóvedas. La impresión general es subrayada por los arabescos de estuco y coloridos vitrales.

34356195932_63556e20df_b
Interior de la Sinagoga española

El Museo Judío, que traza la historia, las tradiciones y costumbres de los judíos en Bohemia y Moravia, en la actualidad se ocupa de una de las mayores colecciones de arte judío en el mundo que contiene una rica colección de plata y textiles, 40 mil artículos y 100 mil libros.

http://www.jewishmuseum.cz/en/

Anuncios

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Jorge dice:

    Me ha encantado el post! Me encuentro ahora mismo en Praga y me va a ser muy útil y clarificador en mi visita a Josefov. Muchas gracias por tu opinión!

    Me gusta

    1. Gema Karina dice:

      ¡Qué alegría me da de que te resulte útil mi post! Quiere decir que valió la pena haberlo escrito. Disfruta mucho, es muy hermosa la ciudad de Praga. Busca una cafetería que se llama Kavarna Retezova. Un abrazo.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s