Safranbolu, la ciudad otomana del azafrán

Al norte de Turquía, a media distancia entre Estambul y Ankara, la antigua y la nueva capital del país, se encuentra la pintoresca ciudad de Safranbolu. Su nombre se origina a partir del término saffron, que se refiere al azafrán, una especia de alto valor culinario y económico, porque su cultivo, recolección y manipulación son muy delicados.

34416902121_ca1fda3896_b
Safranbolu, Turquía

La producción y comercialización del también conocido como “oro rojo”, y su estratégica ubicación para las caravanas que se desplazaban por la principal ruta comercial terrestre entre Oriente y Occidente, han hecho de éste, un lugar próspero desde hace siglos.

La arquitectura de esta ciudad ejerció una gran influencia en el desarrollo urbano de una gran parte del imperio otomano, hecho que se evidencia en sus casas con entramado de madera y típicas calles estrechas y empedradas.

34505869766_1bc9f4d8e5_b
Arquitectura de Safranbolu
34416871791_2f0766de71_b
Calles y casas de Safranbolu

Las casas no tienen ventanas en la fachada principal, por lo que las paredes de piedra parecen extensiones de las paredes del jardín. Las principales habitaciones de las primeras plantas son generalmente revestidas con armarios empotrados, chimeneas, estantes y bancos. Muchos de los techos están ricamente tallados y pintados. Las habitaciones tienen objetivos diferentes y están conectados entre sí con salas denominadas “sofá”, que son elementos muy importantes de la casa. Hoy en día, estas casas tradicionales fungen mayormente como hoteles.

34416864571_b877c37ff1_b
Casas tradicionales de Safranbolu
34547176175_848deb7f5f_b
Interior de las casas tradicionales de Safranbolu

Debido a su singular belleza y a sus monumentos que datan de la época otomana, Safranbolu recibió el título de Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1994.

33736528953_0e216385fb_b
Safranbolu, Patrimonio de la Humanidad

La vida diaria se desarrolla en el carşı de Çukur, el antiguo casco urbano en el que se encuentra el mercado, que es más bien una visión de techos de tejas rojas y serpenteantes callejones que apenas separan la infinidad de tiendas de perfumes, esencias, jabones y dulces elaborados a partir del producto estrella: el azafrán; así como talleres de artesanías, zapatos, telas, entre otras muchas cosas.

34547148705_8bda7a4357_b
Mercado de Safranbolu
34547133835_4d7d436ef7_b
Dulces típicos turcos con azafrán y té

El panorama es dominado por el único minarete de la mezquita de İzzet Mehmet Pasha. No muy lejos de ahí, se encuentra la mezquita de Kazdağlı, ambas de planta cuadrada y estructura de piedra y ladrillo, sobre la que se posa una cúpula otomana.

34161218450_b6bacd2309_b
Mezquita de Safranbolu

Justo frente a la pequeña plaza principal se ubica el Cinci Hamam, o tradicional “baño turco”. En otras ciudades turcas y algunos países árabes, se ofrece al visitante un baño de vapor al estilo tradicional, casi siempre a precios exorbitantes. En Safranbolu, el hamam es una tradición que aún se conserva entre sus habitantes, y es posible vivir esta experiencia única y renovadora por solo algunas liras turcas.

33704391724_2e19af50e2_b
Cinci Hamam, baño turco tradicional en Safranbolu

El área más grande es exclusiva de hombres, mientras que un ala lateral con una entrada más discreta, está destinada a las mujeres. No dejé pasar la oportunidad de experimentar por cuenta propia esta práctica acostumbrada desde tiempos remotos y opté por pasar mi último día en Turquía consintiéndome de la mejor manera.

Anuncios

4 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Me ha sorprendido mucho encontrar este articulo sobre Safranbolu. Pocxs viajerxs pasan por ahí, o al menos así era hace 15 años. Es una ciudad preciosa y espero que siga tan cuidada como cuando la vi.
    Saludos!

    Me gusta

    1. Gema Karina dice:

      Tienes mucha razón, pocas personas visitan este lugar, pero a mí me encantó, tal vez fue uno de mis lugares favoritos en Turquía, junto con Estambul. Realmente tengo muchas ganas de volver.
      Un abrazo, viajera.

      Le gusta a 1 persona

  2. Sandra Ramos Cruz dice:

    Muy bonita. Espero algún día regresar pues cuando fui pasamos en la guagua y no nos bajamos, íbamos en dirección a Efeso, lugar maravilloso y lleno de historias que dan forma a lo que uno lee en la Biblia. Gracias por sus enseñanzas!

    Me gusta

    1. Gema Karina dice:

      Muchas gracias por leer mi entrada. Turquía es un país que disfruté mucho, es una pena que sea peligroso ir en este momento, pero espero volver algún día.
      ¡Saludos!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s